La mejor defensa es un ataque

6.7
La mejor defensa es un ataque Un hombre que es atacado mientras camina solo por la calle (Jesse Eisenberg) decide apuntarse en un dojo de karate, donde un peculiar y carismático maestro (Alessandro Nivola) le enseña mucho más que a defenderse a sí mismo.La mejor defensa es un ataque CriticaEl director norteamericano Riley Stearns, se aproxima con su segundo largometraje, ‘The Art of Self-Defense’, a los intrincados y serpenteantes terrenos en los que se asienta la comedia negra. Se vale de cierta filosofía que emana de las artes marciales de origen oriental, para, acomodándola a su gusto, componer una película repleta de alegorías.Casey (Jesse Eisenberg) encarna a un muchacho de 36 años. Solitario, aquejado de una timidez que roza el paroxismo, Eisenberg se siente como pez en el agua dotando a su personaje de los miedos e inseguridades que hacen de él un paquete. Una noche es asaltado por un grupo de motoristas, que lo mandan al hospital tras una salvaje agresión.A partir de esta experiencia, decide combatir sus temores con algún medio de autodefensa. Casi por casualidad llama su atención un gimnasio dónde un variopinto grupo de personajes practica karate. Dirigido por un maestro (Alessandro Nivola) de personalidad inalienable, pronto va a dejarse embaucar por unos mensajes simples pero efectivos.En su desarrollo, ‘The Art of Self-Defense’ se prodiga en el uso de simbolismos: las mascotas con las que el protagonista empieza y acaba su andadura, la idolatría y veneración que se profesa a un antiguo maestro cuya foto preside el tatami, el papel más o menos puro de las armas de fuego, desembocando en la particular relación que Casey va a entablar con el sensei.Los diálogos dejan paso a una soterrada crítica de la violencia. Y los subtextos en como determinados sujetos son fácilmente maleables por la presión que llega a ejercer la masa, el grupo, convertido en poderoso elemento identitario para mentes frágiles.El guión se abona a la extravagancia como recurso no sólo estilístico, sino narrativo. Es lo que se espera

Torrents

FormatoIdiomaFechaTamañoTotal DescargasDescargar
13/02/2020 1.67 GB157 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

Paradise City

Acción Crimen Sin categoría Suspense
5.4

Paradise City Ryan Swan debe abrirse camino a través del mundo del crimen hawaiano para vengarse del capo que asesinó a su padre.

Vengadores: Endgame

Acción Aventura Ciencia ficción Sin categoría
8.3

Vengadores: Endgame Después de los eventos devastadores de 'Vengadores: Infinity War', el universo está en ruinas debido a las acciones de Thanos. Con la ayuda de los aliados que quedaron, los Vengadores deberán reunirse una vez más para intentar deshacer sus acciones y restaurar el orden en el universo de una vez por todas, sin importar cuáles sean las consecuencias... Cuarta y última entrega de la saga "Vengadores".

Un San Valentín de muerte

Sin categoría Suspense Terror
5.429

Un San Valentín de muerte Cinco amigas veinteañeras, Kate, Page, Shelly, Lily y Dorothy, al acercarse el día de San Valentín, intentan arreglar sus vidas amorosas. Sin embargo, una extraña cita acaba con el asesinato de una de ellas a manos de un psicópata enmascarado que, previamente, le había enviado una morbosa tarjeta de San Valentín. Después del funeral, las demás empiezan a recibir amenazas a través de tarjetas y mensajes.

La noche que salvamos a mamá

Acción Familia Sin categoría
6.9

La noche que salvamos a mamá Durante una fiesta de pijamas con sus mejores amigos, dos hermanos descubren que su madre, Margot (Malin Akerman), no es lo que parece. Ahora es un ama de casa normal y corriente, pero fue una ladrona de guante blanco que se acogió al programa de protección de testigos. Cuando ella y el padre de los niños (Ken Marino) desaparecen, obligados a dar un último golpe con el ex novio de Margot (Joe Manganiello), los hermanos deciden formar un grupo para rescatarla a lo largo de una noche repleta de acción.  La noche que salvamos a mamá Critica *La familia FinchUna noche de locos empieza como una canónica película para pubescentes en trance de asistir al instituto. Niño bocazas, hermana estudiosa, invitaciones a fiestas y vergonzantes vídeos virales. De paso también conocemos a la familia Finch. El niño bocazas es Kevin Finch (Maxwell Simkins) y la hermana estudiosa es Clancy (Sadie Stanley). Sus padres son Ron y Margot Finch (Ken Marino y Malin Akerman).Kevin es un poco desastre y Clancy es vista con desdén por las chicas populares de la clase. Nada nuevo bajo el sol; todo parece surgido de cualquier lugar del Disney Channel. Como no podía ser de otra forma, las relaciones con los padres son bastante mejorables. Margot protege con demasiado esmero a sus hijos (sobre todo a Clancy) y Ron es un padre excéntricamente alegre.Kevin y Clancy ven a sus padres como unas personas prosaicas, sin ningún encanto particular. No obstante, se avecina una peripecia que mostrará algunas facetas que, de algún modo, todos tienen ocultas. Algo se barrunta ya desde el inicio de lo que será Una noche de locos. Niños traviesos pretendidamente adorables y rebeldía adolescente corriente y moliente. De guarnición, una ráfaga de chistes casi a ritmo de sitcom, de los cuales no muchos dan en el blanco.*La doble vida de mamáLlega un momento en que Una noche de locos cambia de tercio. Todo parece, dentro de lo que cabe, de lo más normal. Un amigo de Kevin, Lewis (Lucas Jaye), viene a casa de los Finch a dormir, mientras Clancy medita un plan para escaparse a una fiesta sin que sus padres se enteren. El thriller enseña la patita cuando los padres, esto es Margot y Ron, son secuestrados. Poco a poco se descubre que en realidad Margot tuvo un pasado como ladrona de alto standing y que cuando se casó estaba en un programa de protección de testigos.Grosso modo tanto los hijos de Margot, que por cierto se llama realmente Mathilde, como su marido han vivido una farsa a su lado. Pero eso es lo de menos. Ahora Kevin y Clancy, a pesar de sus cortas edades, están ocupados trazando un plan para localizar y rescatar a sus padres. A la fiesta se unen el mencionado Lewis y también Mim (Cree Cicchino), una amiga de Clancy.*Jóvenes y veteranosUna noche de locos, en realidad se bifurca en dos historias. Ambas compiten en cuanto a cantidad de disparates. De un lado se revela que Margot ha sido reclutada, a la fuerza, para dar un gran golpe, lo que hará que se encuentre con Leo, un antiguo socio (Joe Manganiello). De convidado de piedra arrastran al pobre Ron, cuya persistente torpeza será la principal fuente de humor (o algo parecido).La otra historia es la juvenil. Cuatro adolescentes, dos de ellos casi ni llegan a esa edad, sorteando una especie de gynkama de pistas que previsiblemente los llevarán hasta sus padres. Esta parte en realidad se basa en muchos antecedentes, y muchos trucos ya vistos. Hay un aire a lo Chris Columbus (guionista de Los Goonies y director de Aventuras en la gran Ciudad o Solo en casa). Es decir, niños y jóvenes enfrentándose a un peligro que por edad les sobrepasa enormemente, pero que sin embargo superan mientras hacen todo tipo de monerías. En el caso de Una noche de locos, a veces ridículas, a veces medianamente graciosas. Como se venía anunciando, también recuerda a las películas de Spy kids.Huelga decir que el resultado no llega a acercarse a sus modelos. En ambas historias los principales polos de hilaridad son los más histriónicos. Si miramos la trama de adultos es Ron quien mueve a risa, y para ello Ken Marino pone todo tipo de caras raras, dice frase «graciosas», y arrasa con su torpeza. En la parte juvenil es el pequeño Kevin, (Maxwell Simkins), quien lleva la voz cantante en cuanto a comicidad, a base de ciertas picardías pueriles y trastadas varias.*Un poco de acciónUna noche de locos incluye una pizca de acción y thriller. Sin mucha intensidad, ni mucha pericia, pero al fin y al cabo hay un robo de por medio y es indispensable que haya algo de movimiento. La mayoría de la veces es pura rutina pero, de forma inadvertida, hay pasajes en que Una noche de locos resulta en que resulta eventualmente entretenida. Al menos el ritmo no flaquea, lo que fluctúa es el acierto de los gags, a veces cansinos, a veces repetitivos.Malin Akerman y Joe Manganiello son los que llevan la voz dominante en la parte de acción. Quien tuvo, retuvo, y ellos fueron dos profesionales del latrocinio con sobrada formación. Akerman está más convincente en esta tarea, y aunque se la ve un poco despistada, no alcanza la desidia que a veces roza Manganiello. Tampoco es que se profundice mucho en esta tendencia, si acaso un par de coreografías sin mucha complicación y poco más.Trish Sie hace lo que puede en las labores de dirección. El estilo está cercano, en sus momento más movidos, al videoclip (tiene experiencia, de hecho, en esas lides), y la principal labor de Sie es mantener ritmo y poner un poco de orden en un guion delirante incluso para los cánones del género. No se puede destacar nada en exceso, salvo la relativa fluidez de la película. Todo parece genérico, como resultado de un algoritmo para encontrar un público apropiado e incrementar los visionados del target concreto.*ConclusionesUna noche de locos parece más un movimiento estratégico de Netflix para alcanzar un nicho objetivo de público, que una película de cierta significación. Se trata de captar a padres e hijos y reunirlos alrededor del género familiar. Pero como en cualquier género, no se puede vivir solo a base de banalidades. La falta de aspiraciones no redime a la película de la falta de encanto. Aun así, justo es reconocer que a ratos es extrañamente entretenida.

Los lobos

Drama Familia Sin categoría
7.1

Los lobos Max y Leo de 8 y 5 años, son llevados de México a Albuquerque (EU) por Lucía, su madre, en busca de una mejor vida. Mientras esperan que su mamá regrese del trabajo, los niños exploran a través de la ventana de su departamento el inseguro barrio habitado por latinos y asiáticos; escuchan los cuentos, reglas y lecciones de inglés que ella les deja en una vieja grabadora de cassette, construyen un universo imaginario con sus dibujos y anhelan que su mamá cumpla la promesa de ir a Disneylandia.  Los lobos Critica Segunda película de Samuel Kishi, la trama parte de una situación que vivió de niño cuando junto a su hermano pequeño llegaron a los Estados Unidos con una mano delante y otra detrás. Con premios en el Festival de Berlín y la Habana se puede disfrutar a través de Filmin, ya que el Festival de Barcelona donde se iba a estrenar no puede realizarse por culpa del coronavirus.Lucía (Martha Reyes Arias) y sus dos pequeños han abandonado el territorio mexicano en busca de una nueva vida en la ciudad de Albuquerque, en Nuevo México (EEUU), tras alquilar un cochambroso apartamento por 500 dolares comienza a trabajar en una lavandería industrial, pero los niños tienen que quedarse solos en casa prácticamente durante todo el día, hasta que su madre vuelva del trabajo. Toda una experiencia carcelaria para los dos niños...Al igual que ocurría en la magnífica película "The Florida project", (con la que guarda muchas similitudes) el enfoque de todo este drama está visto a través de los ojos de los niños, que no llegar a comprender muchas de las cosas que ocurren a su alrededor.Los niños que son hermanos también en la vida real, y se llaman Max y Leo como en la cinta, actúan con muchísima naturalidad, pasando el tiempo entre las paredes de ese sucio apartamento y asimilando difícilmente el drástico cambio de vida.Un film conmovedor y duro, que nos muestra una realidad actual de muchas personas que buscan de cualquier forma una vida mejor.

Triggered

Sin categoría Suspense Terror
6.2

Triggered Nueve amigos, todos con un oscuro secreto, acampan en el bosque. Después de una noche salvaje de fiesta, se despiertan con bombas suicidas atadas al pecho, todas con tiempos variables en sus relojes de cuenta atrás. Deciden averiguar cómo desarmar las bombas o buscar ayuda, hasta que descubren que pueden "tomarse" el tiempo unos a otros matándose unos a otros.