Historias de miedo para contar en la oscuridad

6.3
Historias de miedo para contar en la oscuridad Mill Valley, Pennsylvania, noche de Halloween, 1968. Después de gastar una broma a un matón de la escuela, Sarah y sus amigos deciden colarse en una casa supuestamente embrujada que una vez perteneció a la poderosa familia Bellows, desatando fuerzas oscuras que no podrán controlar. Historias de miedo para contar en la oscuridad Critica A estas alturas, convendría resolver un par de temas. Lo primero, inventar un nuevo género para referirse a este compendio de películas norteamericanas ochenteras de características tan reconocibles, cuya nostalgia parecemos condenados a arrastrar eternamente. Son aquellas entrañables aventuras protagonizadas por niños, adolescentes en ocasiones, marginados por la sociedad y víctimas de los abusos de sus compañeros de colegio. Historietas que a veces eran edulcoradas con algún toque fantástico y casi siempre reforzadas por tristes conflictos vivenciales, como el divorcio de los padres, la incomunicación con los mismos o el clásico choque de clases. Algunos ejemplos son E.T. (Steven Spielberg, 1982), Los Goonies (Richard Donner, 1985), La historia interminable (Wolfgang Peterson, 1984), El secreto de la pirámide (Barry Levinson, 1985), Exploradores (Joe Dante, 1985), Jóvenes ocultos (Joel Schumacher, 1987) Cariño, he encogido a los niños (Joe Johnston, 1989) o la más tardía Jumanji (ídem, 1995). Creo necesario apuntar cierto detalle antes de continuar. Este género (de nombre, por el momento, inexistente) destacaba principalmente por ser un producto dirigido a toda la familia. Desde esta premisa presentaba, en ocasiones, pequeñas extensiones que se desviaban levemente hacia otros géneros, como el drama (casos de El club de los cinco - John Hughes, 1985- y Cuenta conmigo – Rob Reiner, 1986- ) o el terror (casos de Poltergeist - Tobe Hooper, 1982 - y Gremlins - Joe Dante, 1984-). Es en este último en el que se aferran, curiosamente, ciertos productos contemporáneos que reproducen el mentado género ochentero. Pienso en casos como Super 8 (J.J. Abrams, 2011), Stranger Things (2016, Matt Duffer), It (Andy Muschietti, 2017), Ready Player One (Steven Spielberg, 2018) o el título que nos ocupa, Historias de miedo para contar en la oscuridad (Andre Ovreadl, 2019). Y esto nos lleva al siguiente punto: convendría inventar también un género que englobe estos títulos contemporáneos cuyo motor principal es su nostalgia hacia el género descrito. Lo siguiente seria aprobar una ley (y esta tiene que valer por cualquier tipo de película) que condenara a trabajos forzados a todo director que se atreviera a reproducir determinados “tópicos terroríficos”. Habría que prohibir, por ejemplo, este cansino recurso de eliminar toda la música y efectos sonoros para conducir algún personaje (a velocidades tan lentas que uno teme acabar retrocediendo en el tiempo) hacia un previsible sobresalto, propiciado por el estallido de todos los altavoces. Tuvimos suficiente con las 132 primeras veces. Habría que prohibir, también, la introducción de crescendos de violines de sonido ultra-sónico diez minutos antes de presentar una imagen terrorífica. Fue impresionante en El resplandor, un diez por su descubridor. Tratemos ahora de encontrar una (¡sólo una!) nueva fórmula para sugerir peligro inminente. Habría que aprobar, en definitiva, una ley que impidiera a los directores seguir exprimiendo esta piel de naranja cuyo contenido lleva agotado más de veinte malditos años. Cabe señalar, con todo, que estos “tópicos terroríficos” no responden tanto a dicha “reproducción ochentera” como a una tendencia actual, heredera de otros títulos más posteriores como Scream (Wes Craven, 1996), El sexto sentido (M. Night Shyamalan, 1999), Lo que la verdad esconde (Robert Zemeckis, 2000) o Los otros (Alejandro Amenábar, 2001). Historias de miedo para contar en la oscuridad es el ejemplo perfecto de esta curiosa mezcla: una reconstrucción del “género ochentero” (el comentado en los dos primeros párrafos) bañada por los más típicos y tópicos “recursos terroríficos” (aquello descrito en el tercero). Y nada más. En resumen, el tipo de película que jamás vería la luz si mis anheladas prohibiciones llegaran a ser ejecutadas.

Torrents

Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
22/02/2020 6.70 GB 246 Descargar
22/02/2020 1.72 GB 768 Descargar
22/02/2020 1.72 GB 172 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

Bailarina

Animación Aventura Comedia Familia Sin categoría
7.2

Bailarina Felicia es una niña que, tras perder a sus padres, vive en un orfanato en su Bretaña natal. Su pasión es la danza y sueña con convertirse en una bailarina profesional. Para conseguirlo se escapa con la ayuda de su amigo Víctor y viaja hasta el París de 1879. Allí se hará pasar por otra persona para conseguir entrar como alumna de la Grand Opera House y así luchar por tener la vida que desea.

Monster High: La Pelicula

Aventura Familia Película de TV Sin categoría
7

Monster High: La Pelicula Clawdeen empieza el instituto en Monster High, donde descubre un plan perverso que no solo destruiría su intituto, sino que también revelaría su identidad mitad humana, mitad mujer loba.

Vivir y morir en Los Ángeles

Acción Crimen Sin categoría Suspense
7

Vivir y morir en Los Ángeles Un agente del servicio secreto de Los Ángeles pone en marcha un peligroso plan para atrapar a un famoso falsificador de dinero.   Vivir y morir en Los Ángeles Critica Criticarla por ser ochentera, pues hombre si es de 1985, lo raro sería que tendría una estética cincuentera o de los tiempos actuales. Su trama es bastante estable y mucho menos dulce que otras películas del género en las que todo sale bien, buena planificación y grandes dosis de violencia para un Friedkin que muestra buen oficio.

Sergio

Drama Sin categoría
7.4

Sergio El diplomático brasileño de las Naciones Unidas Sergio Vieira de Mello se ve obligado a superar la misión más importante de su carrera justo cuando finaliza la invasión estadounidense de Iraq.   Sergio Critica El filme basado en hechos reales, es realmente fiel a la historia real y mediante flashbacks nos cuenta la vida de este diplomático y nos ayuda a conocer mejor su historia y cómo llegó a ser quién es. Ante todo se impone la pasión, la pasión de unos diplomáticos que lucharán por sus ideales y por imponer la paz, pero también la pasión entre Sergio y Catalina interpretados fascinantemente por Moura y De Armas. Sin duda De Armas sigue reivindicándose como una actriz con mucho futuro, capaz de dar peso y verdad a cualquier personaje, incluso en este caso, cuyo personaje podría ser relevado, es tan protagonista como Moura. Además de las buenas actuaciones y una bonita fotografía la forma de narrar los hechos es realmente interesante, contando todo en su momento y desde una visión algo romántica y heroíca de ver la vida. La falta algo de coraje a la hora de reconocer fallos de occidente, pero lo hace y, las culpas se dividen, pudiendo apreciar los fallos de varios bandos y su realidad. El fallo de la película es su excesivo metraje y la falta de ritmo en una parte de la película, pero sus virtudes le pesan más.

Los archivos del Pentágono

Drama Historia Sin categoría
7

Los archivos del Pentágono Precuela de "Todos Los Hombres del Presidente". En junio de 1971, los principales periódicos de EE.UU., entre los que se encontraban The New York Times y The Washington Post, tomaron una valiente posición en favor de la libertad de expresión, informando sobre los documentos del Pentágono y el encubrimiento masivo de secretos por parte del gobierno, que había durado cuatro décadas y cuatro presidencias estadounidenses. En ese momento, Katherine Graham, primera mujer editora del Post, y el director Ben Bradlee intentaba relanzar un periódico en decadencia. Juntos decidieron tomar la audaz decisión de apoyar al The New York Times y luchar contra el intento de la Administración Nixon de restringir la primera enmienda. Historia basada en los documentos del Post que recogían información clasificada sobre la Guerra de Vietnam.

Años de perro

Comedia Romance Sin categoría
5.6

Años de perro Stella va a cumplir 16 años, pero en realidad tiene 112, porque los cuenta en años de perro. Con la ayuda de sus mejores amigos, Giulio y Nina, decide hacer una lista de todas las cosas que debe hacer antes de morir. Hasta que conoce a Matte, un chico tímido e introvertido que cambiará totalmente su perspectiva de la vida y del amor.